• Desafío 21 Días Veg

Receta de cheesecake vegano


Cheesecake vegano con fresas y arándanos

Esta receta es la mejor para convencer a cualquier persona de que una alimentación vegana también es deliciosa. Hoy te enseñaremos cómo hacer cheesecake vegano, una tarta fresca amada por millones.

La palabra cheesecake se traduce literalmente al español como pastel de queso. El nombre de esta preparación se debe a que su base es el queso mascarpone o queso crema. ¡No te preocupes! Ambos ingredientes son fácilmente reemplazables por alimentos que no sean de origen animal. Pongamos las manos en acción y demostremos lo rica que es la cocina vegana.

¿Cuánto tiempo requiere?

No solo te enseñaremos la receta más fácil y rica para hacer cheesecake vegano, sino que, además, ni siquiera te pediremos que prendas el horno. Así como lees, no necesita cocción. Lo único que tendrás que tener disponible será una licuadora o procesadora eléctrica y en solo 40 minutos de trabajo tendrás una tarta exquisita en tu heladera.

Ingredientes para el cheesecake vegano

Para la masa:

  • 1 taza de dátiles

  • 1 taza de frutos secos (pueden ser solo una variedad o un mix)

Para el relleno:

  • 800 gr de tofu blando o queso crema vegano

  • 150 gr de azúcar mascabo

  • 60 gr de fécula de mandioca

  • 4 cditas. de extracto de vainilla

  • Ralladura y jugo de 1 limón

  • 70 ml de aceite vegetal

  • 2 cdas. de harina

Para la cobertura:

  • Frutos rojos frescos

Tips Veganos 🥕

Tal como su nombre lo indica, el centro de atención de este pastel está en la gran cantidad de queso crema que lleva. Sin embargo, en nuestra receta de cheesecake vegano, utilizaremos, obviamente, queso crema vegano. Si no sabes cómo hacerlo o no lo consigues, te dejamos una receta de tres simples pasos. Primero, deja remojando ½ taza de castañas de cajú en abundante agua durante la noche; luego enjuaga y tira el agua. Segundo, coloca en una licuadora las castañas junto con una cucharada de jugo de limón y una pizca de sal; arroja media taza de agua y procesa todo. Tercero, y último, cuando hayas alcanzado una pasta homogénea coloca el queso en un recipiente y llévalo a la heladera para conservarlo.

Esta receta está adaptada para ser una buena base de relleno para cheesecake. Si quieres degustar de tu queso de castañas de cajú solo, recomendamos que sumes especias como cúrcuma y pimienta, un chorrito de aceite de oliva y un poco de levadura nutricional para incrementar su sabor.

Paso a paso

Para preparar la masa:

  1. Procesar. Para comenzar a preparar el cheesecake vegano necesitas una licuadora o procesadora eléctrica. Deberás colocar los dátiles y procesarlos hasta que se forme una pasta. Cuando hayas conseguido una textura cremosa resérvalos en un costado.

  2. Triturar. Ahora utilizarás la procesadora para triturar los frutos secos, debes conseguir una textura similar a la de la harina. Entonces, coloca la taza de frutos secos en el aparato y procésalos hasta que se hagan polvo.

  3. Mezclar. Una vez que hayas conseguido la crema de dátiles y la harina de frutos secos, deberás mezclar los ingredientes para formar la masa del cheesecake vegano. Añade al recipiente donde tienes los frutos secos, la pasta de dátiles y mezcla bien para integrarlos.

  4. Esparcir. En un molde cubierto con una fina capa de aceite deberás esparcir la masa que acabas de formar. Procura seleccionar una fuente que sea fácil de desmoldar o, en todo caso, una en la que pueda cortarse el pastel sin arruinarla.

  5. Congelar. Una vez que hayas armado la base del cheesecake vegano en tu fuente de preferencia, llevala al freezer para que endurezca.

Para preparar el relleno:

  1. Procesar. Nuevamente utilizarás la procesadora, pero en este caso para hacer el relleno del cheesecake vegano. Comenzarás por mezclar y procesar el tofu o queso crema vegetal, el azúcar, la fécula de mandioca, la harina y el aceite vegetal. Procesa todo hasta que consigas una crema homogénea. Ten en cuenta que mientras más fécula utilices, más sólido será tu relleno.

  2. Saborizar. Una vez que hayas formado la crema para el relleno, ¡debes sumarle sabor! Entonces, será el momento de colocar el jugo y ralladura de limón junto a la esencia de vainilla. Vuelve a mezclar todo para asegurarte de alcanzar el sabor perfecto.

Para servir:

  1. Rellenar. Con el relleno y la masa listos, ya estás en condiciones de ensamblar tu cheesecake vegano. Desparrama sobre la masa la crema de queso asegurándote de cubrir toda la superficie.

  2. Decorar. Para sumar sabor y color al pastel puedes colocar frutos rojos por encima. Otra opción es agregar pedazos de galletitas, más frutos secos o crema de maracuyá.

  3. Enfriar. Una vez que la tarta esté armada debes dejarla enfriar por al menos 4 horas en la heladera. Luego de ese tiempo, disfruta de tu cheesecake vegano junto a una taza de café con leche vegetal.

5 visualizaciones

Entradas Recientes

Ver todo